Una puerta
de esperanza
tweet2
daños

Nombre:

Email:

Tel:

Mensaje:

¿Qué es el Síndrome post-aborto?

Inmediatamente después de hacerse un aborto, muchas mujeres se ponen a llorar inconsolablemente; sienten una pérdida profunda y como que algo horrible acaba de pasar. Este cambio de actitud, que inicialmente era una urgencia de liberarse del problema y abortar, se transforma después del aborto en un sentimiento profundo de pérdida, sentir que le han quitado algo suyo muy preciado.

La mujer puede reconocer en ese momento con mucho dolor que se ha desecho de su bebé y sentir gran culpabilidad, o como ocurre en muchos casos, no aceptar el hecho y jusficarlo por la incapacidad que siente de aceptar la verdad, rechaza sus sentimientos, los oprime e ingresa en lo que se denomina la Negación que puede durar varios años. En la Negación la mujer se vuelve incapaz para aceptar y exteriorizar sus sentimientos (no sólo los del aborto), hay una desconexión entre su corazón y su mente (esto ocasiona una serie de patologías psicosomáticas). Todo este grupo de afecciones emocionales se han agrupado en lo que se denomina el Síndrome Post Aborto, que puede iniciarse con un fuerte dolor y culpa por el niño perdido o ingresar en una larga fase de Negación, pero que de igual manera alterará todos sus sentimientos, ella no será la misma.

Ella puede generar sentimientos negativos como el resentimiento en contra de las personas que tomaron parte en su decisión: sus padres, su novio, su doctor, y las personas que le dijeron “la decisión es tuya”. Esto afectará profundamente las relaciones familiares, y muy especialmente el matrimonio si ella esta casada. Se altera su relación con sus hijos (vivos o futuros), frecuentemente es difícil para la mujer llevarse bien con sus hijos, puede volverse muy impaciente y maltratar a sus hijos o en caso contrario sobreprotegerlos en forma excesiva cuando la mujer experimenta un apego exagerado a los niños. Esto viene de su sentimiento de culpabilidad de haber terminado la vida del hermano, de esos niños. Muchas mujeres, además, se castigan por el aborto que hicieron generando conductas autodestructivas en forma de: aislamiento, relaciones de pareja con maltrato físico o psicológico, promiscuidad, conductas que antes la mujer no tenía. Y en casos más graves pueden iniciar conductas de farmacodependencia y hasta el suicidio. Ella siente que no hay ninguna manera de recuperar lo perdido, su bebé, su maternidad y su dignidad como mujer; ella se da cuenta que las personas en el centro de abortos, no le hicieron ningún favor, ni resolvieron su problema, solo le ocasionaron dolor, culpa y soledad. Ella se siente usada, aún explotada, porque a nadie le importaba su situación lo suficiente, para apoyarla en ese momento de crisis de su vida. Síndrome Post Aborto

Después de varios años de aborto legal en Estados Unidos, se han investigado las consecuencias psicológicas del aborto, agrupando todas la afecciones en lo que se conoce como: “Síndrome post-aborto”. La psicóloga Ans Packerdi de Alenton Virginia, y el consejero Terry Salvy de Demichi Minnesota, han tratado centenares de casos con el síndrome post-aborto. Ellos indican que en aquellas mujeres que indican: " pues yo me hice un aborto y estoy bien" es porque no quieren aceptar su dolor, como un mecanismo de defensa.

Los principales síntomas que se encuentran en el Síndrome Post Aborto son:

1.- La preocupación con el embarazo de otras mujeres ya sea presentado reacciones de hostilidad, de enojo o de tristeza.

2.- El deseo de castigarse, saliendo con un novio abusivo o retirándose de la sociedad.

3.- Anorexia nerviosa, cuando la mujer deja de comer porque se siente que es gorda cuando es delgada.

4.- Insomnio, ya sea que piense en el aborto o en el bebé.

5.- Pesadillas sobre niños perdidos o muertos.

6.- Distanciamiento y/o Maltrato de otros niños que tenga.

7.- Incapacidad de concentrarse, esto puede ser en los estudios o en el trabajo.

8.- El abuso de las drogas y/o el alcohol.

9.- Muchas mujeres trabajan a favor del aborto, y la razón por lo que lo hacen es, que si otras mujeres se procuran el aborto, ellas se sienten menos culpables.

10.- El "bebé de reparación", cuando se siente la necesidad de reemplazar al niño abortado, ya consciente o inconsciente, a nivel físico y psicológico el cuerpo desea llevar a cabo y término el embarazo antes interrumpido.

11.- Frigidez en la mujer, es otra manifestación del síndrome post-aborto, un odio hacia los hombres pues siente que es por su culpa que está en esa situación, si es casada ya no desea estar con su esposo ni tener relaciones, si es soltera ya no desea tener novio o por el contrario, se vuelve promiscua, y esto viene de la pérdida de su auto-estima.

 

En este campo de post-aborto, se puede clasificar a las mujeres que han realizado un aborto provocado en dos grupos: las que sufren continuamente del síndrome del post-aborto y las que no manifiestan síntomas del síndrome ahora, pero tienen mucho riego de experimentarlas en un futuro momento de stress, por ejemplo; cuando quedan embarazadas de nuevo, cuando se dan cuenta que quedaron estériles después del aborto, cuando tienen un aborto espontáneo, cuando una buena amiga tiene un bebé, etc. Los centenares de millares de mujeres, que son miembros de tres organizaciones de mujeres que han abortado en los Estados Unidos y ahora en otros países, son testigos a la realidad, que en cada aborto hay dos víctimas, el bebé cuya vida es exterminada, y su mamá cuya vida nunca será igual. Que todos nosotros reunidos aquí hagamos todo en nuestro poder para frenar este procedimiento tan dañino, porque cuando destruimos a otros, nos destruimos a nosotros mismos, pero donde hay vida, hay esperanza.

facebook2
blogspot2
inicio
daños
daños
daños
daños
us
English